Home » Tratamientos » Conoce los distintos tipos de yoga

Conoce los distintos tipos de yoga

¿Tienes intenciones de practicar yoga? Antes que nada es que mejor que averigües qué tipos de yoga existen y cuáles son los beneficios puntuales de cada una de las ramas de esta disciplina tradicional.


Pero antes, es preciso aclarar que este ejercicio es en realidad una práctica que tiene distintos sentidos. Para las personas más racionales, se trata de trabajar tanto la mente como el cuerpo; para las más espirituales el yoga representa un camino para alcanzar mayores niveles de espiritualidad; y para ciertas personas el yoga es un vehículo para unir el alma a Dios.


Aunque no hay una única clasificación debido a una gran variedad de maestros que exploraron las distintas facetas del yoga, podemos decir que existen cuatro grandes categorías o tipos: el raya yoga o yoga de la interiorización, el gñana yoga o yoga de la sabiduría, el bhakti yoga o yoga de la devoción y el amor, y el karma yoga o yoga de la recta acción.



Aquí te presentamos algunos de los tipos de yoga para que sepas cuál cubrirá tus necesidades.


Hatha Yoga: en este subtipo de yoga las posturas llamadas asanas son ideales para quienes comienzan a experimentar esta disciplina. Si bien al verlas pueden parecer fáciles de realizar, tienes que saber que la dificultad está en resistir algunos segundos. Al tratarse de movimientos pausados se exige la búsqueda de la perfección en cada postura. Se comienza y se termina con unos minutos de relajación.  También es aconsejable si practicas la meditación, pues te ayudará a estimular los músculos acalambrados.


Bikram Yoga: a través dos ejercicios de respiración y 26 posturas se busca trabajar todos los sistemas del cuerpo, como el sistema respiratorio, digestivo, cardiovascular, circulatorio, inmune, esquelético, muscular y nervioso. Además se suele usar una temperatura de 42 grados para la relajación muscular y eliminación de toxinas.


Ashtanga Viniasa Yoga: esta clase de yoga es para quienes gozan de un buen estado físico. Las posiciones requieren buena elasticidad y las posturas son fluidas o secuenciales. Puedes probar este tipo de yoga si ya has hecho hatha yoga y sientes que quieres mayor esfuerzo físico. Se trabaja a través de la respiración y la concentración.



Kriyá Yoga: se le conoce como la forma práctica para conocer la filosofía del yoga. Su objetivo es transformador, a través de las acciones cotidianas y los ejercicios respiratorios se logra una limpieza espiritual.


Kundaliní Yoga: este tipo de yoga es muy conocido en occidente y se inicia con ejercicios de respiración y el calentamiento del cuerpo. La meta es alcanzar la relajación y controlar la energía para lograr el equilibrio. Se usan ejercicios de respiración y mantras, estribillos que sirven para lograr la concentración. En lugar de posturas, se realizan kriyas que son las posturas agrupadas y tienen un mayor impacto físico.


Yoga de la Risa® o Laughter Yoga: se inspira en el poder curativo de la risa y utiliza ejercicios de respiración. Entre sus beneficios se encuentran el fortalecimiento del sistema inmunológico, aliviar la depresión, mejorar la digestión y controlar la presión arterial.



Vía | lineayforma.com

Hacer un comentario:

Copyright © 2011 | Derechos Reservados. | Política de privacidad | Contacto

Un sitio de ONLIC

Google+