Home » Belleza » Qué son las calorías vacías

Qué son las calorías vacías

Siempre que deseamos perder esos kilos que nos sobran, lo primero que se indica una dieta es la cantidad de calorías que debemos ingerir al día. Hombres y mujeres (por separado), necesitamos una cantidad mínima y máxima al día para conseguir bajar de peso o para mantenernos en el ideal.


Dentro de esas calorías, debemos considerar tener especial cuidado con las denominadas calorías vacías. Estas son las que proporcionan los alimentos que como dirían nuestras madres “no alimentan”.


Por lo general, contienen muchos azúcares, grasas (saturadas y trans) y aditivos, pero llevan pocos nutrientes esenciales (incluso ninguno) necesarios para la salud. En conclusión, añaden muchas calorías pero no sacian el apetito ni cubren las necesidades nutricionales.



Se suelen relacionar al sobrepeso porque aportan muchos hidratos de carbono simples de absorción rápida y grasas poco saludables que favorecen el aumento de peso. La ingesta de calorías vacías puede favorecer el aumento de colesterol, la diabetes y las enfermedades cardiovasculares.


Estudios recientes aseguran que las personas que consumen muchas grasas y calorías vacías tienen mayor posibilidad de ser obesas en un futuro, aunque por el momento no experimenten un aumento rápido de peso.


Cuando la dieta se basa en estos productos, se suele dejar de tomar alimentos que llevan nutrientes más sanos (vitaminas, minerales y fibra), produciéndose un círculo vicioso porque a más azúcares y grasas consumidas, más necesidad tiene el organismo de vitaminas del grupo B para metabolizarlos. Es por ello que parte de las personas obesas tienen serias carencias nutricionales.



Los alimentos que llevan calorías vacías son principalmente la bollería y la pastelería industrial, las golosinas, las bebidas alcohólicas (excepto las fermentadas como vino, cerveza o sidra, que sí llevan nutrientes saludables), los snacks o la mayor parte de comida rápida. En lugar de tomar bollería en desayunos y meriendas opta por un bocadillo integral, un lácteo desnatado o una fruta, endulza las bebidas con edulcorante y escoge productos con pocas grasas azúcares.


Si escoges bien puedes disfrutar del placer de probar algo dulce sin engordar. Porque no todo lo que contiene azúcar es sinónimo de calorías vacías. Sigue estos consejos:

Prepara tú misma los pasteles y la bollería en casa utilizando lácteos desnatados, harinas integrales, aceite de oliva y una pequeña cantidad de azúcar. Así reducirás calorías vacías y añadirás vitaminas y fibra.Para aligerar la dieta sin renunciar al dulce, prepara la fruta asada al horno, en compota, mezclada con yogur desnatado o como ingrediente de granizados o sorbetes.

Fuente: Revista Saber Vivir

Hacer un comentario:

Copyright © 2011 | Derechos Reservados. | Política de privacidad | Contacto

Un sitio de ONLIC

Google+