Home » Consejos » Tips rápidos para estar espléndida toda la noche

Tips rápidos para estar espléndida toda la noche

Trucos de belleza



¿Algún plan romántico se te ha estropeado por un desastre de belleza? Ojeras por culpa de la máscara de pestañas, pelo “frizz” por cenas junto al mar… Estos trucos te sacarán de cualquier apuro.


Melena “frizz”


Levantarse con el pelo fosco es un fastidio. Pero que en medio de una cita al aire libre tus pelillos se empiecen a encrespar… ¡es mucho peor! Cuando la humedad ataque tu cabellera, lánzate a por la crema de manos. Sí, sí. Has leído bien. Mezcla una pequeña cantidad (lo que ocuparía una moneda de céntimo) y mézclala a partes iguales con agua. “Obtendrás un sérum para casos de excepción”, aconseja Mara Roszak, estilista estrella de Tresemmé.


Aliento “no-fresh”


Ya conocerás los efectos secundarios que tomar demasiado alcohol produce en nuestro organismo al final de la noche… Pero una sola cerveza o una copa de vino tienen también un desagradable efecto inmediato. Seca la boca y crea el entorno ideal para que las bacterias campen a su antojo. “Contraataca alternando sorbitos de agua con traguitos de tu bebida espirituosa”, cuenta Marc Lowenberg, dentista de New York. Y no te olvides de llevar un cepillo de dientes en el bolso. Estará ahí si quieres refrescar tu aliento o por si pasas la noche durmiendo en casa de alguien…


Manicura rota


Si no tienes una lima a mano (nunca mejor dicho), busca en tu bolso una cajita de cerillas o pídesela al maître. “La zona de fricción donde se encienden las cerillas funciona como una pseudolima”, descubre Daba Caruso, experta de la marca de manipedis Sally Hansen. “Y si no, frota enérgicamente la uña contra unos jeans”.


Piel brillante


Darlo todo en la pista hará que deslumbres. Y que también lo haga tu zona T. Y aunque los polvos sueltos son la solución para un pequeño retoque, si los usas para tapar el sudor harás un barrizal. Hazte con papelitos antibrillos, “o echa papel”, resuelve la maquilladora Tina Turnbow.


Pelo grasiento


Los polvos sueltos que deberías llevar siempre en el bolso hacen algo más que secar el brillo de tu piel. También pueden usarse ¡como champú en seco! Aunque estos se vendan ya en tamaño takeaway, si te lo has dejado en casa, toma la polvera, espolvorea tu melena y date una enérgica cepillada. Solucionado.


Rubor natural


No nos referimos al saludable y superfavorecedor rosa que se instala en las mejillas ante un piropo. Sino a las rojeces causadas por la ansiedad o los nervios. Toma una botella de agua helada y calma la irritación colocándola sobre la rojez unos segundos. Palabra de dermatólogo.


Labios teñidos


¿Estás disfrutando del vino y tus labios no quieren dejarlo marchar? No siempre es cuestión de la calidad del vino; incluso los mejores pueden dejar manchas en tu boca. Roba un sobrecito de azúcar de la bandeja del café y excúsate para ir al cuarto de baño. Mézclalo con jabón para conseguir un exfoliante casero. Solo con agua no borrarás la mancha porque al secarse, los pigmentos penetran en la piel como un tinte.


Restos “afterdiner”


Tu look ha sobrevivido a la cena y cuando llega la hora de los susurros, las insinuaciones y los cumplidos que provocan sonrisas…¡Horror! Un pequeño resto de espinacas en los dientes arruina tu momento. Está claro que no vas a llevar el mega neceser en tus salidas nocturnas así que si el hilo dental no está entre tu kit, pide hilo en el restaurante. Suelen tener un costurero para emergencias. Eso sí, lávalo antes de usarlo, por si acaso.


Aroma “non stop”


No es cuestión de haberse bañado en desodorante o no. Una noche de juerga sin fin puede dejar rastro… Especialmente en tu aroma. Una vez más, ¡el gel de manos antibacteriano que nos pusieron por todas partes gracias a la Gripe A acude al rescate! Limpia y mata los gérmenes, también causantes del mal olor.


Labios postbeso


¿Un buen bocado de tu chico ha dejado tus labios como los de Carmen de Mairena? Si no quieres renunciar a la pasión, memoriza este truco al que tanto recurrirás: “empapa la servilleta en un vaso de agua con hielo y da pequeños toquecitos a tu boca. El frío la desinflamará y el agua la hidratará”, recomienda la dermatóloga neoyorkina Anne Chapas.


Color de piel mutante


Si quieres que a la mañana siguiente lo que tu chico vea sea el fulgor de la pasión en vez de el brillo de tu autobronceador manchando sus sábanas, sé previsora. Tras aplicarlo, fíjalo extendiendo polvos compactos traslúcidos sobre las zonas más conflictivas (las que más suden como el bigote o la frente).


A rostro descubierto


Te lo has ligado con uno de tus looks de maquillaje infalibles pero… ¿qué pasa a la mañana siguiente? Pues no pasa nada por que te vea con la cara lavada pero, aunque lleves un microbolso para el labial. Podrás usarlo como colorete, sombre y color de labios.


¿Depilarse o no depilarse?


Está claro que es una de las cosas que siempre, siempre están en nuestra lista de must pero…


Si eres de las que apuestan por la cera, no lo dejes para el último momento. No solo porque la piel se enrojece y puede provocar una especie de granitos (que no son más que los folículos pilosos -de donde nace el pelo- inflamados). También “elimina las capas más superficiales de la piel que funcionan como barrera protectora por lo que la dejas más sensible a contagios por bacterias”, advierte la Dra. Chapas. Hazlo como mínimo dos días antes de la gran cita. Y si te ha tomado por sorpresa, no lo dudes: la maquinilla es tu arma.


Vía | tuestetica.com

Hacer un comentario:

Copyright © 2011 | Derechos Reservados. | Política de privacidad | Contacto

Un sitio de ONLIC

Google+